Logo dominicosdominicos

Blog Bitácora Véritas

Sixto Castro Rodríguez, OP

de Sixto Castro Rodríguez, OP
Sobre el autor

18
Nov
2008

La conciencia se deja tomar

1 comentarios

Desde hace unos días, los medios de comunicación han tomado conciencia (porque la tengan o no, de vez en cuando “la toman”) de esa terrorífica tragedia que asola al Congo. La bomba que ha segado las piernas de una monja española, burgalesa para más señas, nos ha puesto en primera página una tragedia que debe de ser algo inefable. No, no me voy a poner en plan acusica de nadie, ni siquiera de mí mismo. Si de algo soy consciente es de nuestra limitación y de que llegamos hasta donde llegamos. Y está clarísimo de que ni yo ni ninguno de los que me leen podemos hacer absolutamente nada para evitar que se maten a machetazos en esa región, o que la gente languidezca de hambre y de pena en improvisados hospitales (por utilizar alguna palabra que se asemeje siquiera lejanamente a lo que aquello debe de ser). Es posible que firmemos campañas e incluso que consigamos que alguien (¿quién será el tal alguien?) que tenga intereses allá presione de alguna manera para… No sé para qué. En ese aspecto no soy tan optimista como suelo. Creo que el problema está unos cuantos pasos más atrás: me hago la composición de lugar, y veo que de la situación que nos retratan no puede salirse si no es volviendo sobre los pasos de muchos y desfaciendo el tuerto, que diría el ingenioso hidalgo, allí donde se torció. Es un puro dolor que, de cotidiano, nos deja indiferentes. También los pitagóricos se preguntaban por qué no se escuchaba la música de las esferas. Pues porque estamos siempre inmersos en ella y sólo cuando deja de sonar, por paradójico que parezca, la escuchamos. Es la ausencia la que, a veces, delata la presencia. Algo pasa en El Congo (y en muchos sitos más) y yo no creo que yo pueda hacer nada. Si acaso, tomar conciencia..., aunque sepa que no basta.

Posterior Anterior


Hay 1 comentario, comparte el tuyo

En caso de duda, puede consultar las normas sobre comentarios.

Aviso: los comentarios no se publican en el momento. Para evitar abusos, los comentarios sólo son publicados cuando lo autorizan los administradores. Por este motivo, tu comentario puede tardar algún tiempo en aparecer.

cancel reply


1
entos susurrante
18 de Noviembre de 2008 a las 21:16

Es muy importante lo que dices sobre esa tragedia que está ocurriendo, porque no se trata de que nos "concienciemos" de la manera en que sirve de excusa para tantos abusos informativos que nos acosan en general con noticias de este tipo... Es como si hubiéramos olvidado nuestra esencia común humana (¿quién dice que no la hay?) y gracias a los periodistas gráficos nos fuéramos sensibilizando para saber lo que es horroroso y lo que no (y para ello es lícita cualquier imagen, cuanto más sanguinaria y "morbosa", mejor). El efecto es contrario (o a lo mejor es lo que se busca), un acomodamiento, un "acostumbramiento" a la violencia, a lo nefando...Pero el "tomar conciencia" al que tú te refieres con esa sincera y humana reflexión, esa sí que es una acción necesaria, porque nos apela a todos como individuos y ahí sí que podemos hacer algo..., amar más la vida, agradecer todo el bienestar que nos rodea, hacer la vida más agradable al que vive a nuestro lado...Eso sí contrarresta el horror del Congo y de toda la violencia del mundo, porque siempre hay un espacio, el que sea, en que SÍ tenemos autoridad y jurisdicción para "obrar bien" y no herir a nuestro prójimo... No podemos curar directamente a nuestros hermanos del Congo..., pero no hay disculpa para no hacerlo con quien convivo a diario... y esa "ayuda humanitaria" también les llegará a aquellos...NO LO DUDEIS. Saludo Amoroso a todos.

Suscripción

Suscribirse por RSS

últimos artículos

Archivo